Anuncio
Anuncio
Anuncio
Anuncio
© AMD
Semiconductores |

China pide a las operadoras eliminar chips de Intel y AMD

Las principales operadoras de telecomunicaciones en China deben eliminar progresivamente los microprocesadores extranjeros, lo que afectará a gigantes estadounidenses como Intel y AMD.

Funcionarios chinos han ordenado a las principales operadoras del país que eliminen progresivamente el uso de microchips extranjeros en sus redes para el año 2027. 

Esta decisión, que resalta las crecientes tensiones tecnológicas entre China y Estados Unidos, podría reconfigurar la competitividad en el mercado global de semiconductores.

Una estrategia de largo plazo

Las empresas afectadas directamente por esta medida incluyen a los gigantes estadounidenses del sector de semiconductores, Intel y Advanced Micro Devices (AMD), quienes verían una disminución significativa en sus participaciones de mercado en China, uno de sus mayores compradores. 

Este anuncio provocó una caída de más del 1.5% en el valor de sus acciones en las operaciones previas a la apertura del mercado.

El Ministerio de Industria y Tecnología de la Información de China ha emitido órdenes específicas a los operadores estatales de móviles para que inspeccionen sus redes en busca de semiconductores no chinos y planifiquen cronogramas para su reemplazo. 

Además, el informe del Wall Street Journal indica que este movimiento es parte de un esfuerzo más amplio por parte de Beijing para desplazar la tecnología occidental en favor de alternativas domésticas, Esto sucede en un contexto de endurecimiento de las restricciones por parte de Washington sobre las exportaciones de alta tecnología a China.

Respaldo a la industria local y repercusiones globales

Este cambio también se alinea con directrices previas de Beijing que buscan eliminar los chips de Intel y AMD de los ordenadores personales y servidores gubernamentales. 

El informe también señala que las adquisiciones de los operadores de telecomunicaciones chinos muestran una tendencia creciente hacia opciones domésticas, lo que ha sido posible en parte por la mejora en la calidad y estabilidad de los chips locales. 

Este esfuerzo nacional busca fortalecer la independencia tecnológica de China y potenciar su industria de semiconductores a nivel global, al tiempo que desafía la hegemonía de gigantes tecnológicos estadounidenses.

Además, la decisión de China de reemplazar tecnología extranjera por nacional podría tener repercusiones significativas en la cadena global de suministro tecnológico, redefiniendo alianzas estratégicas y patrones comerciales en la industria internacional.


Anuncio
Anuncio
Cargar más noticias
May 14 2024 7:33 am V22.4.46-1